lunes, 3 de agosto de 2009

EL COMPROMISO HISTÓRICO


Introducción:

El pasado sábado 21 de marzo de 2009 se llevo a cabo en 10 municipios del estado Carabobo (Bejuma, Carlos Arvelo, Diego Ibarra, Guacara, Miranda, Montalbán, Los Guayos, Naguanagua, San Diego y Valencia) la actividad denominada “Explosión del Poder Popular”; actividad que se enmarcó en la tesis de la democracia participativa y protagónica del Plan Nacional Simón Bolívar 2007- 2013, y cuyo fin persiguió recoger la síntesis de las practicas y las reflexiones de los batallones del PSUV, las misiones educativas, los frentes de lucha, los sindicatos revolucionarios, y las “Escuelas del Poder Popular”-

Esta actividad que contó con la participación de mas de 1.500 personas, se enfocó en recoger y organizar ideas iniciales sobre la construcción del Socialismo que en este momento acompañan el imaginario de los hombres y mujeres que día a día se enfrentan a los problemas concretos por los que transita la revolución bolivariana en espacios como consejos comunales, cooperativas, misiones educativas, fabricas, batallones del PSUV, entre otros.

Es importante destacar la voluntad de todos los asistentes a la discusión, que expresó la necesidad de dar un salto importante que convoque a una practica revolucionaria superior por parte de las fuerzas del cambio; una practica unificadora que contemple la ejecución de tareas de primer orden en la construcción del socialismo como lo son las contenidas en el Proyecto Nacional Simón Bolívar.

“Es este el momento de la aceleración revolucionaria, retrasarnos es perdernos”

Fue también una aseveración general, evaluando los dramáticos alcances que ha alcanzado la crisis del mundo capitalista que destaca el desplome del subsistema financiero, un declive moral y científico, la escasez de alimentos y de energías, combinado a los peligros ambientales a los que esta sometido permanentemente la humanidad. En fin, una crisis estructural del capitalismo en su fase imperialista.

La agudización de esta crisis ha revivido el espíritu de ferviente lucha, voluntad y resistencia de los pueblos latinoamericanos y como consecuencia de este despertar, vemos la configuración cada vez mayor de gobiernos progresistas en el continente. Toda una verdadera situación revolucionaria hasta en las más remotas selvas y montañas de nuestro continente.

No olvidamos tampoco que en la lucha política nacional nos enfrentamos a poderosas fuerzas enemigas de la contrarrevolución que tampoco descansan en su intento de arrebatarnos esta oportunidad histórica de liberar a la especie humana. Estas fuerzas de la derecha nacional están muy bien preparadas y en constante asesoramiento por parte del imperialismo y sus agencias especializadas, las cuales cuentan con una basta experiencia en el derrocamiento de experiencias revolucionarias en todo el mundo, por lo que los revolucionarios estamos en el deber de prepararnos para asumir todas las formas de lucha: política, económica, cultural y militar. Fue en torno a estas necesidades que se han formado las Escuelas del Poder Popular en el estado Carabobo y prevemos que serán necesarias muchas otras formas organizativas.

En resumen el compromiso histórico se enfoca en los siguientes aspectos:

DEMOCRACIA PROTAGÓNICA REVOLUCIONARIA

La edificación del socialismo sólo es posible bajo las condiciones de un poder revolucionario en crecimiento, el cuál no es otro que el poder del pueblo trabajador, el PODER POPULAR. Para ello es imprescindible desarrollar la Democracia Protagonica Revolucionaria, fusionar la esfera social a la esfera política

Pensamos que la base de este poder se centra en la organización de un espacio político que logre integrar, comunicar y articular permanentemente a las mas amplias organizaciones populares que en cuyos principios destacan: la constitución de las comunas socialistas, organizar la participación popular en la elaboración de los presupuestos participativos, entre otras políticas de estratégica importancia para la nación.

El Poder Popular tiene a su vez entre sus principales objetivos reconstruir de nuevo la geografía interna con el fin de adaptarla a las nuevas realidades socio-políticas vividas, en este sentido debe desarrollar un plan de disminución de las asimetrías del Campo y la Ciudad, elemento que contribuye a disminuir las diferencias producto de la División Social del Trabajo. Otro elemento importante en el caso de los países periféricos es la erradicación progresiva de los cinturones de miserias por urbanismos acordes al desarrollo pleno del ser humano y el medio ambiente.

• Se destaca la importancia de crear progresivamente los Consejos Parroquiales del Pueblo Organizado, como estructuras integradas por las distintas Organizaciones Sociales (partidos, escuelas políticas, medios de comunicación alternativos, entre otras), las Misiones Sociales, y las diversas Asambleas del Pueblo Organizado que existan en el ámbito parroquial. Estas estructuras de Poder Popular deberán tener funciones planificadoras y contraloras de las políticas gubernamentales y privadas que se ejecuten en su ámbito; tareas de defensa popular; y sobre todo ser las promotoras fundamentales de la construcción de las Comunas y las Zonas de Economía Socialista.

• También consideramos que debe darse vida en los municipios y en los estados la elaboración de los Presupuestos Participativos, figura exitosa en municipalidades del extranjero como Porto Alegre (Brasil), la cual se ha constituido en una de las políticas modelo de la Democracia Participativa. Para construir el Presupuesto Participativo es imprescindible que además de los gobernadores y los alcaldes participen los Consejos Parroquiales del Pueblo Organizado, los consejos del poder popular (consejo de trabajadores, consejos comunales, las comunas, consejos de la juventud, consejos de mujeres, etc.).


El papel de la educación, la cultura y la comunicación en la construcción del poder popular

La educación, la comunicación y la cultura dominante en nuestras sociedades, son formas de reproducción del capitalismo que cumplen una función de consenso entre opresores y oprimidos para adormecer a los pueblos y dirimir las contradicciones de clases, sin embargo existen épocas en que el desarrollo de la conciencia de los trabajadores, del empeoramiento de sus condiciones de vida entran en polémica con la apropiación cada vez mayor por parte de los capitalistas de la riqueza producida por la sociedad; en ese momento revolucionario hace falta consolidar de manera hegemónica la educación, las formas de comunicación, el arte de la nueva sociedad.

Actualmente el currículo de la educación venezolana formado a través de la herencia IV republicana orienta una sociedad individualista donde se inculcan valores de competencia desmedida entre los estudiantes. Un sistema educativo que no planifica en torno a las necesidades económicas y sociales que le rodean, es decir tenemos en este momento escuelas y universidades que forman individuos para el capitalismo.

Los medios de comunicación de igual forma refuerzan esta educación y por estar al servicio del capital privado, los mismos ejercen una gran influencia sobre la sociedad a través de su programación orientada a manipular los sentidos del ser humano para vender productos y estereotipos. Estos medios imponen una forma de ver el mundo e incluso sembrando en nosotros necesidades ficticias que determina el mercado, eso sin contar el papel embrutecedor de masas. No negamos los esfuerzos que se han hecho desde los llamados medios oficiales y comunitarios, pero estos esfuerzos han sido insuficientes por transmitir y construir una política comunicacional y propagandística coherente que no solo presente los hechos que se suscitan sino que sea también un espacio de formación.

Ante esta situación se hacen las siguientes propuestas:

- La educación bolivariana debe ser un proceso de construcción política donde participen en conjunto en la materialización de proyectos integrales escuela, familia y comunidad.
- La formación docente debe ser constante y permanente para lo que se necesita la estructuración de una organización revolucionaria en el gremio que discuta temas como la instrumentación jurídica de la labor docente, sensibilización en el ejercicio de la profesión y orientación vocacional.
- Los Educadores deben organizarse en consejos de trabajadores de la educación y tomar parte por la transformación de la enseñanza.
- Los docentes deben tener participación activa con la comunidad, ya que, ellos tienen que cumplir un rol dirigente junto a los consejos comunales padres y representantes.
- Reimpulso de los medios comunitarios ya existentes y creación de nuevos en las zonas donde tengamos carencia de divulgación, cuyas políticas de programación estén determinadas en discusión con los consejos comunales.


Ideología, ética y organización socialista


El PSUV ha asumido el reto de orientar e impulsar la revolución bolivariana en dirección socialista, pero este esfuerzo requiere de una organización de cuadros revolucionarios capaces de emprender las mas complejas tareas de la construcción socialista; y esto solo se puede lograr a través de la dinámica formativa de masas, pensamos que las escuelas del poder popular son parte importante para lograr estos objetivos en correspondencia con los batallones del PSUV y los frentes de lucha de la revolución.

Las escuelas del Poder Popular buscan Formar multiplicadores(as) en construcción socialista en las condiciones de la Revolución Bolivariana de Venezuela, estas son personas vinculadas a centros productivos, Consejos Comunales, Misiones Educativas y Batallones del PSUV, para el fortalecimiento de cada uno de esos espacios en aras de aportar a la consolidación con visión socialista de los mismos, con sus propias historias en parroquias o comunas. Esta construcción contiene:

Nuestro partido debe comenzar un proceso interno reflexivo que parta de la crítica y autocrítica (en el marco de las tres R) con el objeto de sincerar la estructura organizativa, su funcionamiento; todos estos cambios deben favorecer en todo momento la participación popular; que es la base de la ligazón entre las ideas del partido y la practica del pueblo trabajador.


Construcción de las Comunas Socialistas


Actualmente se coloca en la mesa de discusión política venezolana un nuevo elemento de discusión, hablamos de la construcción de la Comuna Socialista. Ciertamente no existen precedentes sobre el tema en nuestro país, sin embargo se presenta como un nuevo espacio para la ampliación de los espacios democráticos de planificación sobre las decisiones de la vida económica del país. Ya contamos con una experiencia organizativa en las comunidades, tal es el caso de los Consejos Comunales. La comuna en la práctica debe superar los vicios ya existentes en el ámbito comunitario. La organización de la comuna debe girar en torno al desarrollo de las potencialidades productivas que permita alcanzar la independencia económica (autogestión) que nos guiará inevitablemente al autogobierno, que nos permita superar la dependencia del estado burgués y en la practica se convierta en la instancia que desplace las actuales instancias de gobierno.

Debe ser una construcción a largo plazo, es decir, estratégica para la conformación del nuevo estado, la práctica que de ella se genere debe romper en el quehacer diario con los patrones egoístas que impuso la competencia capitalista, para generar la práctica bajo formas colectivas que promuevan la emulación socialista y que ésta se convierta en un elemento cotidiano de la cultura. Es necesario para ello también comenzar por crear los instrumentos jurídicos que reglamenten y orienten la conformación de las comunas con un ente contralor efectivo que surja del seno de quienes conforman la comuna.

En esencia la comuna debe reivindicar el carácter comunero de las relaciones de producción y distribución de nuestros pueblos originarios. Nuestra comuna también debe unir geopolíticamente a las comunidades en torno a las necesidades que estas determinen, como fundamento para la constitución progresiva de la nueva geometría del poder. Otra de las necesidades que se presentara en lo inmediato es la creación de escuelas para la formación en lo administrativo y en lo político. Para el desarrollo de sus planes de formación y los diversos planes de acción un banco de datos que recoja tanto las estadísticas así como las problemáticas más próximas a resolver en orden de prioridades.

La Comuna Socialista debe, basándose en sus respectivos proyectos productivos, conformar las redes de distribución y comercialización de los bienes y servicios, que permitan mantener en todo momento el control sobre toda la cadena productiva por parte del ojo fiscalizador de las comunidades, evitando así la anarquía especulativa que existe en los precios actualmente.

Durante todo el proceso de creación de las comunas, este debe estar acompañado de una vanguardia política socialista (el PSUV). No sin antes recordar que esta tarea titánica debe contar con una campaña propagandística y divulgativa que recoja las diversas experiencias a nivel nacional y que se nutra de experiencias semientes en otros países.

Se acordó que la comuna Tiene ejes articuladores claves como son a) las empresas de propiedad comunal o estatal-comunal (y en especial la planeación, producción y distribución social del excedentes) a las cuales se articula la red de empresas de otro tipo de propiedad bajo control comunal, b) la conciencia socialista (expresada en escuelas y partido) y c) el mundo sociocultural de un territorio.


El Papel de las misiones en la construcción del Poder Popular

Las misiones y organizaciones sociales han cumplido un papel importante en el desarrollo de la revolución bolivariana en cuanto a políticas publicas se refiere; las mismas rebasaron los procedimientos burocráticos tradicionales y fueron orientadas en buena parte por el pueblo organizado para resolver problemas sociales gruesos como la alfabetización, la educación, la salud, la reivindicación de la mujer entre otras.

Sin embargo la revolución hoy se plantea la construcción del socialismo y este camino necesita activar las energías del pueblo trabajador organizado; siendo las misiones los principales espacios donde participan las masas, son espacios potenciales para superar el capitalismo.

Para ello las misiones deben dar un salto organizativo y generar una serie de cambios que apunten a edificar la moral y la ética de la sociedad socialista a través de la practica social directa, igualmente las mismas deben centrar su organización potencial en resolver grandes problemas sociales; ejemplo; la misión sucre participando organizadamente (estudiantes- educadores) en el proceso de las comunas, pueden aportar la cantidad y la cualidad de los conocimientos sociales, científicos y tecnológicos que necesita la sociedad.

Esta organización potencial son los consejos de estudiantes y profesores de las misiones educativas, quienes también promoverán la formación de la conciencia socialista de masas; y pueden además articular con los consejos de otras misiones para fortalecer el FRENTE DE MISIONES. Igualmente es necesario crear una comisión de contraloría a la gestión de las misiones y organizaciones sociales emanada de la sociedad para evaluar el comportamiento de las mismas.



Defensa Popular para el Socialismo


Los venezolanas y venezolanas estamos en la obligación de enfrentar por todos los medios a nuestro alcance cualquier tipo de fuerza invasora que amenace la soberanía y la independencia de nuestra patria. Es por eso que todos y todas tenemos el deber de prepararnos para la defensa de la nación, es decir, la corresponsabilidad es tarea de los que vivimos en esta tierra, no debemos dejarlo solo a las fuerzas armadas, para lo cual es necesario crear una red popular que articule a las autoridades con las comunidades organizadas, para que en las mismas se estructure lo que tenga que ver con la defensa integral del territorio en base a elementos estratégicos, en donde el pueblo debe ser el granero de insumos y tropas preparadas para el combate.

Lo que hace necesario que las organizaciones comunitarias, consejos comunales, se formen política y militarmente y articulen con la Fuerza Armada Nacional, siendo parte de la reserva y milicia nacional bolivariana, que todo esto se constituya en una respuesta de masas, para lo cual se proponen varias líneas de construcción:

1.- Fortalecimiento de la Milicia Nacional Bolivariana.
2.- Participación popular masiva en la defensa integral de la nación.
3.- Creación de redes populares de inteligencia social y contra inteligencia a través de los consejos comunales y batallones del PSUV.
4.- Poner en práctica precepto general de la ley orgánica de seguridad y defensa en la que se estipula que la defensa es corresponsabilidad de todos y todas.
5.-Construcción de los corredores estratégicos de aprovisionamiento, y sanidad de guerra.
6.- Conformación de las mesas técnicas de defensa de las comunas.
7.- Crear mecanismos de enlaces entre la comunidad y el ejército para facilitar las tareas de inteligencia militar.
8.- Hay que estimular a la población para que formen parte de la reserva y general mecanismos de defensas que se implementen desde los concejos comunales aplicando la inteligencia social donde todos jugamos un papel importante.
9.- Dictar talleres comunitarios de planes estratégicos para la comunidad en caso posibles guerras cívicas o militares.

0 comentarios:

Publicar un comentario